viernes, 25 de mayo de 2018

El proyecto, que inició hace ocho meses con Andrés Lillini, director de fuerzas básicas de la UNAM, busca a largo plazo que se reduzcan las plazas de extranjeros en el conjunto felino y que cada vez sean más los canteranos.

“Estamos dando oportunidad en todas las posiciones. Eso queremos, hacia allá vamos”, admitió el directivo.

VEr: Juego Real MAdrid vs Liverpool final champions League.

Los resultados no se darán a corto plazo y eso, quizá, traerá muchos cuestionamientos.

“Nos está costando trabajo porque cuando un equipo sale con jugadores jóvenes a los que se les está dando oportunidad y juegas contra equipos que vienen con nueve extranjeros, que tienen 300 juegos de Primera División estás dando una gran ventaja que no veo que la afición y el periodismo vea, esa gran ventaja le va a afectar a Pumas en los resultados, sí, pero nosotros vamos a tener a los mexicanos. Yo le preguntaría a la afición de todos los equipos si no les gustaría que su equipo jugará con más mexicanos a cambio de un poco de resultados”, cuestionó Ares de Parga. ” Yo creo que la afición puma estará de acuerdo que no todo es el resultado y que la esencia y la filosofía están por encima de algún resultado que podamos perder”, aseguró.


Ares de Parga resaltó la importancia del compromiso de su equipo por formar profesionales tal como la hace la institución educativa a la que representan.

“Pumas es igual a Universidad Nacional Autónoma de Mexico: formadores del talento mexicano. Sino recordamos que Pumas es lo mismo que la Universidad, cual sería la razón por la que existe la Universidad sino es para seguir formando, en otro ámbito, no sólo en la Física, en las matemáticas o en la ingeniería, sino también en el fútbol al talento mexicano. Si no nos acordamos de eso estamos perdidos”, sentenció.

Leave a Reply

Subscribe to Posts | Subscribe to Comments

Popular Post

Blogger templates

Blog Archive

Web favorita

Blogger templates

- Copyright © BLOGDOSULDOMUNDO -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -